Primeros auxilios

Peleas de perros

Recuerda: 

Los primeros auxilios no son sustitutos del cuidado veterinario ni deben retrasar la llegada de tu mascota a una clínica veterinaria. Sin embargo, una maniobra de primeros auxilios puede salvarle la vida a tu mascota en caso de no tener acceso a una clínica o hasta que reciba tratamiento veterinario. Siempre recuerda que cualquier maniobra de primeros auxilios administrada a tu mascota debe ser seguida por la revisión de tu médico veterinario. Nunca le des medicamentos humanos a tu mascota sin antes consultar con tu veterinario.  Siempre que te enfrentes a una emergencia, te recomendamos que leas el apartado "Para tu seguridad".

Peleas de perros

Notas: Recuerda acercarte con cuidado, un perro golpeado o agredido puede morder.

Asegúrate que pueda respirar, si no, hala la cabeza con cuidado para estirar el cuello y comienza respiración de rescate.

Si no hay latidos del corazón y el perro no ha sufrido fracturas a nivel de las costillas o columna, comienza con RCP.

Si notas una fractura, dirígete al apartado de fracturas.

Controla sangrados profusos.

Si notas un hundimiento de la columna vertebral o el animal no puede moverse del todo, pero está consciente, movilízalo lo menos posible y colócalo en una transportadora o una tabla de madera o cartón.

Si notas vísceras expuestas, cubre la zona con una toalla o tela limpia y humedece con solución salina estéril.

Si notas un objeto clavado/cuerpo extraño en la herida, no lo retires.

Durante el transporte evita cubrirle la cara y la nariz para asegurar que tenga su vía respiratoria despejada.

Manténlo caliente y tranquilo.

Transpórtalo al veterinario de manera cuidadosa para evitar daños secundarios.